Durante la sesión ordinaria del Senado de la República, el senador por Guerrero Manuel Añorve Baños, presentó una iniciativa para castigar hasta con 9 años de cárcel, a quien acapare de manera injustificada y con fines de especulación comercial, insumos para la salud; o a quien aumente el precio de insumos para la salud o servicios de salubridad de manera injustificada, causando un daño o perjuicio directo a una o más personas.

Además, propone modificar la Ley General de Salud, para facultar a las autoridades sanitaras, encargadas de decretar un estado de emergencia como en una pandemia, a implementar el congelamiento de precios de los insumos para la salud, y de los servicios sanitarios que sean necesarios para la atención básica y urgente de la población.

El Senador Guerrerense, aseguró que con esta iniciativa, se busca evitar el aumento injustificado de los precios de insumos tan necesarios como los cubrebocas, o el oxígeno medicinal, como el que se vive en Guerrero y varios estados del país, acrecentado por la incapacidad de la Procuraduría Federal del Consumidor.

Lamentablemente, aseguró el Senador Añorve, el mercado negro de tanques de oxígeno existe en Guerrero y en todo el país, por eso es necesario cambiar la ley, y castigar severamente estas acciones inhumanas; asimismo, hizo un llamado al Procurador Federal del Comsumidor, Ricardo Sheffield, a que atienda urgentemente esta situación.

“Es increíble que en estos tiempos, en los que hay gente muriendo porque no pueden conseguir un tanque de oxígeno o que tienen que gastar muchos miles de pesos en el mercado negro, el Procurador Federal del Consumidor, solo se preocupe por acusar a las gasolineras que venden cara la gasolina”, sentenció el también vicecoordinador del grupo parlamentario del PRI en la Cámara alta.