El consumo de alcohol se ha disparado por la crisis sanitaria y económica que ha dejado la pandemia de COVID-19

La Central Mexicana de Servicios Generales de Alcohólicos Anónimos reporta un incremento en el consumo de este producto derivado de los tiempos difíciles que está viviendo la sociedad, con la pérdida de empleos, muertes de familiares y amigos,  confinamiento y la cancelación de actividades lúdicas, culturales y deportivas.

Factores como el aislamiento, estrés, ansiedad, angustia y la falta de empleo han provocado un mayor factor de riesgo en la sociedad, así lo dieron a conocer integrantes de la delegación regional en conferencia de prensa, quienes anunciaron la 26 semana Nacional de Información compartiendo esfuerzos del 25 al 31 de enero

Unidad de Especialidades Médicas en Centros de Atención Primaria en Adicciones ( UNEME CAPA),  como consecuencia haya un aumento de recaídas por consumo de alcohol así como pacientes con esta enfermedad y enfermedades hepáticas

También  hay un incremento de violencia intrafamiliar

Además se que médicos de estas unidades de atención criticaron que ha sido insuficiente el trabajo de las autoridades para evitar el consumo de alcohol

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *