Inspectores de la delegación de la PROFEPA en Guerrero, desalojaron a comerciantes ambulantes de la Playa Las Hamacas, donde se comercializaba maricos principalmente.

El argumento de los inspectores federales es que esa zona es de posible aglomeración de personas, y se buscan evitar contagios colectivos en este tipo de lugares.

Retiraron mesas, sillas y utensilios de cocina de quienes tenían los comerciantes sobre el lado de la playa, justo frente donde está el monumento al Narciso